Mejorando el Diseño y la Gestión de Activos con la implementación de BIM y el AIM.

En la era digital actual, en la que los datos son el corazón de prácticamente todas las industrias, el papel de los centros de datos en el almacenamiento, procesamiento y entrega de información es cada vez más crucial. A medida que aumenta la demanda de soluciones eficientes de gestión de datos, la integración del Modelado de Información de Edificios (BIM) con el Modelo de Información de Activos (AIM) se perfila como un elemento de cambio en el diseño y la gestión de estas instalaciones críticas.


Impulsando el potencial de BIM en la dinámica de los centros de datos:

BIM, una representación digital avanzada de las características físicas y funcionales de una instalación, ofrece perspectivas y eficiencias sin precedentes a lo largo del ciclo de vida del centro de datos. Desde el diseño inicial hasta el mantenimiento continuo, BIM permite a los stakeholders visualizar, analizar y optimizar cada aspecto de la instalación con precisión y exactitud.


Fase de diseño:

Durante la fase de diseño, BIM permite a arquitectos e ingenieros crear modelos 3D detallados que abarcan la intrincada red de componentes del Data Center. Mediante el uso de software BIM , los diseñadores pueden simular varios escenarios de diseño, optimizar la distribución espacial y garantizar una integración perfecta de los elementos críticos de la infraestructura.


El Modelo de Información de Activos (AIM) y su importancia:

En el corazón de la gestión eficaz de los Data Centers se encuentra el concepto de Modelo de Información de Activos (AIM), que amplía los principios BIM más allá de la construcción para abarcar las operaciones y el mantenimiento en curso. AIM implica la creación y gestión de un repositorio digital integral que alberga información vital sobre cada activo del Data Center, desde servidores y sistemas de refrigeración hasta unidades de distribución de energía.


Las soluciones ofrecidas por IBM Maximo y Framence:

En el ámbito de AIM, soluciones de software como IBM Maximo y Framence destacan como potentes herramientas adaptadas a las necesidades específicas de la gestión de Data Centers.


  1. IBM Maximo: Conocido por sus sólidas capacidades de gestión de activos, IBM Maximo ofrece un completo conjunto de herramientas para planificar, programar y ejecutar actividades de mantenimiento en entornos de Data Centers. Al integrar los datos BIM con la plataforma de gestión de activos de Maximo, las organizaciones obtienen visibilidad en tiempo real del rendimiento de los activos, los historiales de mantenimiento y los requisitos de cumplimiento.
  2. Framence: Como plataforma de vanguardia para la documentación visual de activos, Framence revoluciona la forma en que los centros de datos capturan, gestionan y comparten información sobre sus activos físicos. Utilizando imágenes de 360 grados y funcionalidades avanzadas de etiquetado, Framence permite a los stakeholders crear gemelos digitales inmersivos de los componentes del centro de datos, mejorando la colaboración y la toma de decisiones a lo largo del ciclo de vida de las instalaciones.

Imagen 1. BIM y el AIM  integrado a software de Facility Management en Data Centers.

Ventajas de la implementación de un AIM habilitado para BIM con IBM Maximo y Framence:

 

La sinergia entre BIM el AIM y soluciones de software como IBM Maximo y Framence ofrece muchos beneficios para los operadores y gestores de Data Centers, entre los que se incluyen:

 

  • Eficiencia operativa mejorada: Al aprovechar los datos de activos en tiempo real y el análisis predictivo, las organizaciones pueden optimizar los programas de mantenimiento, minimizar el tiempo de inactividad y maximizar la utilización de los recursos.

 

  • Cumplimiento normativo: La documentación exhaustiva de las configuraciones de los activos y las actividades de mantenimiento garantiza el cumplimiento de las normativas y estándares del sector, reduciendo los riesgos de cumplimiento. Un ejemplo de lo anterior es el Data Center AKL 002, en donde BuildBIM proporcionó la coordinación y el modelado BIM de construcción del Data Center que será el de mayor superficie en  Nueva Zelanda. La instalación de 11.600 m2 de dos niveles y 40MW se construirá en un terreno de cinco hectáreas en el norte de Auckland.
    BuildBIM se encargó de la coordinación, el modelado y los planos de fabricación para el contratista general, Hawkins Construction, racionalizando el diseño con el fin de adaptar este complejo edificio a las condiciones sísmicas de Nueva Zelanda.

 

  • Toma de decisiones basada en datos: El acceso a información precisa y actualizada sobre los activos permite a los stakeholders tomar decisiones informadas sobre las actualizaciones de los equipos, la planificación de la capacidad y las medidas de eficiencia energética.

 

  • Colaboración mejorada: Las plataformas AIM habilitadas para BIM fomentan la colaboración entre las partes interesadas al proporcionar un repositorio centralizado para la información de activos, fomentando la transparencia y la alineación entre los equipos.

 

Conclusiones:

En conclusión, la integración de BIM y AIM con soluciones de software como IBM Maximo y Framence representa un cambio de paradigma en la forma en que se diseñan, construyen y gestionan los Data Centers. Al aprovechar el poder de las tecnologías digitales, las organizaciones pueden optar a  nuevos niveles de eficiencia, fiabilidad y sostenibilidad en sus operaciones de centros de datos.

 

Como responsables de la toma de decisiones y gestores del sector de los Data Centers, es imperativo adoptar este enfoque transformador y aprovechar las oportunidades que presenta para mejorar la competitividad y la resiliencia. Si necesitas optimizar o racionalizar el proceso de diseño de un Data Center, o de implementar un plan de mantenimiento digital basado en la integración de BIM y software especializados, contáctanos.

RACIONALIZACIÓN DE LAS OPERACIONES DE GESTIÓN DE ACTIVOS CON BIM

En el ámbito de la gestión de instalaciones, la eficiencia es primordial. Ya se trate de garantizar el rendimiento óptimo de los sistemas de la instalación, de cumplir la normativa o de gestionar eficazmente la utilización del espacio, los gestores de instalaciones se enfrentan a diario a un sinfín de retos. Sin embargo, los avances tecnológicos han abierto nuevas vías para afrontar estos retos. Una de estas innovaciones que ha revolucionado el campo de la gestión de instalaciones es el Building Information Modelling  (BIM).

 

El BIM, concebido originalmente como una herramienta para arquitectos e ingenieros durante las fases de diseño y construcción de un proyecto de edificación, se ha convertido ahora en un poderoso activo para los gestores de instalaciones a lo largo de todo el ciclo de vida de una instalación. Al crear una representación digital de las características físicas y funcionales de un edificio, el BIM proporciona un repositorio centralizado de información que puede aprovecharse para diversas tareas de gestión de instalaciones.

Una de las principales ventajas del BIM para la gestión de instalaciones es su capacidad para agilizar las operaciones. Acá te presentamos algunos de los procesos que ayudan a lograrlo:

 

Gestión integral de datos: BIM agrega una gran cantidad de información sobre el edificio, incluidos datos arquitectónicos, estructurales, mecánicos, eléctricos y de sanitarios  (MEP). Este completo repositorio de datos sirve como única fuente de información para los gestores de las instalaciones, permitiéndoles acceder a información vital de forma rápida y eficaz. Ya se trate de revisar los planos de planta, evaluar las especificaciones de los equipos o realizar un seguimiento de los programas de mantenimiento, los gestores de instalaciones pueden confiar en BIM para agilizar los procesos de gestión de datos.

 

Colaboración mejorada: La gestión eficaz de las instalaciones a menudo requiere la colaboración entre múltiples equipos y partes interesadas. BIM facilita la colaboración proporcionando una plataforma para compartir e intercambiar información en tiempo real. Con BIM, arquitectos, ingenieros, contratistas y gestores de instalaciones pueden trabajar en colaboración, garantizando una comunicación fluida durante todo el ciclo de vida de las instalaciones. Este enfoque colaborativo fomenta la transparencia, reduce los errores y mejora la toma de decisiones, lo que en última instancia se traduce en una mayor eficiencia operativa.

Imagen 1. Racionalización de las operaciones de Gestión de Activos con BIM

Mantenimiento predictivo: Una de las ventajas más significativas de BIM para la gestión de instalaciones es su capacidad para respaldar estrategias de mantenimiento predictivo. Al integrar los datos de los sensores y los sistemas de monitorización en tiempo real con BIM, los gestores de las instalaciones pueden identificar de forma proactiva posibles problemas antes de que se conviertan en problemas costosos. Por ejemplo, el mantenimiento predictivo habilitado por BIM puede alertar a los gestores de instalaciones de fallos en los equipos, ineficiencias energéticas o peligros para la seguridad, lo que les permite tomar medidas correctivas a tiempo y minimizar el tiempo de inactividad. Dentro de las soluciones que BuildBIM puede implementar, está la integración de BIM con IBM Maximo, una poderosa herramienta que aplica Inteligencia Artificial para realizar mantenimiento predictivo.

 

Optimización del espacio: Optimizar la utilización del espacio es un aspecto crítico de la gestión de instalaciones, especialmente en entornos donde el espacio es escaso. BIM proporciona a los gestores de instalaciones información valiosa sobre las tendencias de utilización del espacio, los patrones de ocupación y las relaciones espaciales dentro del edificio. Con esta información, los gestores de instalaciones pueden identificar oportunidades para optimizar el uso del espacio, mejorar la eficiencia del flujo de trabajo y maximizar la rentabilidad de la inversión en activos inmobiliarios. IBM Tririga, otro de los software de la Suite de Sostenibilidad de IBM es un software de Space Management que BuildBIM puede integrar a los modelos BIM.

 

Cumplimiento de la normativa: El cumplimiento de los códigos, reglamentos y normas de construcción es una de las principales prioridades de los gestores de instalaciones. BIM puede facilitar el cumplimiento de la normativa sirviendo como repositorio central de documentación, certificaciones y datos relacionados con el cumplimiento. Al mantener registros y documentación actualizados en el entorno BIM, los gestores de instalaciones pueden garantizar que sus instalaciones cumplen los requisitos normativos y evitar posibles sanciones o responsabilidades.

 

En conclusión, el modelado de información para la construcción (BIM) ofrece importantes ventajas para agilizar las operaciones de gestión de instalaciones. Desde la gestión integral de datos hasta el mantenimiento predictivo y la optimización del espacio, BIM permite a los gestores de instalaciones aumentar la eficiencia, reducir costes y mejorar el rendimiento general. Si adoptan BIM como un activo estratégico, las organizaciones pueden desbloquear nuevas oportunidades de innovación y éxito en el campo de la gestión de instalaciones. Contáctanos.

BIM + IoT para la creación de smart buildings  

Building Information Modeling (BIM) e Internet de las Cosas (IoT) pueden integrarse para crear edificios inteligentes que aprovechen los datos y la tecnología para mejorar la eficiencia, la sostenibilidad y la experiencia del usuario. Se pueden enumerar varias formas en las que BIM e IoT pueden combinarse para aplicaciones de edificios inteligentes. A continuación, se muestran algunas de ellas:

 

– Integración de datos e interoperabilidad:  Los modelos BIM pueden servir como repositorio centralizado de la información del edificio. La integración de dispositivos IoT en BIM permite la actualización y sincronización de datos en tiempo real. Para garantizar la interoperabilidad entre el software BIM y los dispositivos IoT deben utilizarse formatos de datos y protocolos de comunicación estandarizados.

 

– Integración de sensores: Los sensores IoT pueden incrustarse en la infraestructura del edificio para supervisar diversos parámetros como la temperatura, la humedad, la ocupación, el consumo de energía y la calidad del aire. Los modelos BIM pueden incorporar la ubicación y las especificaciones de estos sensores, creando una representación digital completa del edificio y su rendimiento.

 

– Supervisión y control en tiempo real: Los dispositivos IoT proporcionan datos en tiempo real, lo que permite a los facility managers o administradores de edificios supervisar y controlar los sistemas del edificio de forma remota. Los modelos BIM pueden actualizarse dinámicamente basándose en los datos en directo de los dispositivos IoT, ofreciendo una representación precisa del estado actual del edificio.

 

– Mantenimiento predictivo: BIM e IoT combinados, pueden permitir el mantenimiento predictivo mediante la supervisión del estado de los componentes y sistemas del edificio. Los sensores pueden recopilar datos sobre el estado de los equipos, y un software de Facility Management o Administración de Activos como Tririga, IBM Maximo o Framence, pueden analizar esta información para predecir cuándo es necesario el mantenimiento, reduciendo el tiempo de inactividad y aumentando la vida útil de los activos.

 

– Gestión energética: Los sensores IoT pueden recopilar datos sobre el consumo de energía, y BIM puede simular diferentes escenarios para optimizar el uso de ésta. La integración de BIM e IoT permite una mejor gestión energética a través de conocimientos derivados de los datos en tiempo real y el rendimiento histórico. Envizi puede importar estos datos para poder entregar una reportería del consumo energético y tableros de análisis que permitan mejorar los indicadores de eficiencia del edificio.

BuildBIM - Gestión de Activos

Imagen 1. BIM + IoT = Digital Twin (Fuente: Bouwend Nederland)

 

 

– Ocupación y utilización del espacio: Los dispositivos IoT, como los sensores de ocupación, pueden proporcionar información en tiempo real sobre la utilización del espacio dentro de un edificio. Los modelos BIM pueden incorporar estos datos para optimizar la planificación del espacio, mejorar la eficiencia del lugar de trabajo y mejorar la experiencia del usuario. IBM Tririga posee varias prestaciones para la gestión del espacio que mejorarían la interacción del usuario con el edificio dependiendo de las horas y carga de uso, condiciones ambientales, circunstancias específicas , etc.

 

– Seguridad y protección: La integración de BIM con sistemas de seguridad habilitados para IoT mejora la seguridad de los edificios. Los dispositivos IoT, como cámaras y sistemas de control de acceso, pueden vincularse a BIM, proporcionando una visión completa de la infraestructura de seguridad del edificio.

 

– Gestión del ciclo de vida: La integración de BIM e IoT respalda todo el ciclo de vida de un edificio, desde el diseño y la construcción hasta el funcionamiento y el mantenimiento. Los datos históricos recopilados por los dispositivos IoT pueden almacenarse en modelos BIM o en Software de Facility Management, creando un valioso recurso para futuras remodelaciones o actualizaciones.

 

– Interacción y experiencia del usuario: Los modelos BIM pueden utilizarse para crear interfaces de usuario interactivas que permitan a los ocupantes del edificio controlar y supervisar su entorno. Los dispositivos IoT contribuyen a una experiencia de usuario personalizada y con capacidad de respuesta dentro del edificio inteligente.

Mediante la integración de BIM e IoT, los edificios inteligentes pueden lograr una mayor eficiencia, sostenibilidad y mejores experiencias de usuario a través de la monitorización continua, el análisis y la optimización de los sistemas y operaciones del edificio. Esta integración requiere la colaboración entre arquitectos, ingenieros, gestores de instalaciones y profesionales de TI durante todo el ciclo de vida del edificio. En la actualidad existen software de Facility y Asset Management que permiten que esta integración sea efectiva y manejable. Es el caso de los software IBM Maximo, Tririga y Framence.

Si estás interesado en integrar sensorización (IoT) y  modelos BIM de un edificio o activo, contáctate con nosotros para poder desarrollar un proyecto piloto.